sábado, julio 11, 2009

Gaviota

Al atardecer, la gaviota llega, se posa en el mástil, y grita, no
sabiendo si llama a sus amigos para charlar un rato o se lamenta de su
desgracia por un amor despechado.

No hay comentarios: